Espacio para el negocio local

11Gracias a Javier Martín de Loogic.com he conocido Yodle.com, empresa de publicidad local norteamericana (que me parece un enorme monstruo sin cabeza) y que no obstante acaba de levantar 10 milloncejos de dólares…

Por ahí mirando, ya que Oportunista.com es algo similar aunque mucho más “afilado” en la ventaja directa, he visto un dato que me ha gustado:

“43% of search engine users are seeking a local business where they can buy offline.” Casi nada, el 43% de las búsquedas en internet son buscando negocios locales offline donde comprar… No sé si este dato será correcto, pero es maravilloso oírlo.

Los pequeños negocios han perdido ya la posibilidad de tener visibilidad en la web hoy día, antes si lo pudieron disfrutar, pero ya es muy difícil competir con los grandes, así que deben agruparse como por ejemplo en Oportunista.com o en 11870.com o páginas amarillas o donde quieran, pero Google va a sacarles los euros sin ningún tipo de miramientos a cambio de nada.

El tiempo en que 1 chalado desde su garaje se podía hacer con un buen pedazo de la tarta web se aleja y es ya hoy prácticamente imposible… Y más que lo va a ser.

Pero tranquilos, los pequeños negocios especializados son los apreciados por los consumidores, y estos están ávidos de sentirse bien tratados, solo hay que saber hacerlo bien.

A veces me parece que Oportunista.com es para muchos negocios la posibilidad de promoverse como uno de los grandes, por una fracción del coste. Ya no hay que ser el Grupo VIPS o El Corte Inglés para mandar cupones descuento a tus clientes ni promover ofertas masivamente. Y si eres ese pequeño comercio estás de suerte porque tu propuesta será más valorada, ahora que llegas con ella.

El que mejor conoce su negocio en el mundo es su responsable, así desde Oportunista delegamos en los dueños de sus restaurantes, tiendas, gimnasios, etc… El diseño y la promoción a realizar, de principio a fin.

En Oportunista esperamos ser ese espacio donde todos estos especialistas en su negocio encuentren solución a esa lucha tan desigual que hasta ahora les habían planteado los grandes anunciantes.

Deja un comentario